El poder de las decisiones, el caso de Yanpaso Accesorios

Cuando Yaneth Paola Soto decidió que su emprendimiento sería una empresa, el panorama cambió de forma radical. Este es el poder de una sola determinación. Esta diseñadora nos cuenta la historia de su marca desde Carepa, en la zona bananera del Urabá antioqueño.
historia2

Yaneth Paola Soto

Yanpaso Accesorios

Anterior
Siguiente

En realidad, si a las pruebas nos remitimos, Yanpaso nació como un ejercicio de clase. Yaneth Paola Soto sumó las letras iniciales de su nombre para encerrar en una marca la colección que debió crear mientras estudiaba diseño de modas.

 

Es una empresa dedicada a la elaboración de bisutería para dama, pero en sus inicios la diseñadora se dedicó a las artesanías, animada por la madre. Con su hijo mayor, recién nacido, Yaneth buscaba en un taller de Carepa educarse rápidamente para el trabajo, esto antes de ingresar a las aulas del diseño de modas.

 

Bocetos y creación de historias contadas con la moda, eso fue lo que le gustó, pero la verdad no tanto coser. Como todo en la vida comunica lo que el alma busca, pues descartado el vestuario.

 

Guadalupe, la madre, ha sido el motor de muchas cosas. Animada nuevamente por ella, creó sus primeros accesorios y los mostró en su primera vitrina, que acomodó en la puerta de su casa en El Reposo, en Apartadó. Salía a la zona centro del municipio y compraba los insumos para su pequeño taller, instalado en la sala de su casa. Así comenzó esta historia.

 

Con una nueva mudanza, de regreso a Carepa, pudo usar una de las habitaciones de la casa para ampliar su taller. Lo malo fue que se quedó sin vitrina, que no tenía la rotación de peatones como en su anterior hogar. Decidió entonces alquilar un local en el centro, pero solo alcanzaba para pagar el sitio, ni siquiera para adquirir insumos de nuevo. Eso, sumado a que era mamá de tres pequeñitos que la necesitan en casa.

 

Regresó entonces al hogar, pero pasó por una historia de “ires y venires”, fueron muchos los años de cierres y aperturas. “Cuando sentía que ya estaba perdiendo cerraba, revendía en los comercios del centro para no perderle y me quedaba nuevamente sin nada”, pero Yaneth quería trascender esa vieja historia.

 

El músculo financiero de la empresa fue su esposo Yorney. Así que también había pasado por la reflexión amorosa sobre el uso de las inversiones durante todos esos años. Un motivo más para buscar la forma de abrir y no cerrar más.

 

Por voz de una amiga conoció a De Mis Manos, acá fue un antes y un después. Debilidades, fortalezas, amenazas y oportunidades, fue lo que primero definió para su empresa. “A veces, cuando uno tiene un deseo de tener algo propio, no se toma el tiempo de buscar ayuda o estudiar”, dice Yaneth. Finanzas, contabilidad, negocios, ofertas de valor fueron los conocimientos que siguieron.

 

Una de las primeras cosas que salió del papel a la práctica fue el reajuste de costos. “Aprendí que es un proceso en el que invierto material, lo busco a veces en otras zonas si no lo encuentro cerca, que hay un tiempo que me demora y que además pongo mi talento. Con De Mis Manos destapé la venda”, la creadora cuenta que, en un ejercicio de clase, buscó con el asesor un producto similar en una plataforma de ventas en internet y el precio era tres veces mayor al que había establecido Yaneth, quien no tenía el hábito de costear el material ni medir sus procesos de producción. “Fue mucha ayuda para mí”, enfatiza la diseñadora, que ahora sabe balancear para llegar al precio justo para ella y para las personas compradoras.

 

Otro de los ajustes fue el cambio de nombre, ahora se llama Yanpaso Accesorios, retirando la palabra “arte” para comunicar de mejor manera la vocación de la marca.

 

Pero uno de los logros que más resalta es la organización conseguida en la empresa y la retribución económica para su familia, en un tiempo su compañero quedó sin empleo y Yanpaso fue un soporte importante.

 

Consejos para las personas empresarias

 

  • Valorar su arte, sentir que lo que crean es único.
  • Acercarse a De Mis Manos, sacar bien los costos del producto con esta ayuda.
  • Dedicarse ciento por ciento a hacer algo que verdaderamente se anhele y se quiera.
  • Tener siempre presente que crear empresa es un proceso y tener paciencia, no desistir.
  • Que las personas compradoras vean el amor que sientes por lo que creas.

 

“Ha sido una ayuda enorme en mi crecimiento personal, empresarial y familiar, porque hasta he aprendido cómo manejar el tiempo para mis hijos y para mi negocio”, concluye Yanet. Precisamente, la familia es y siempre ha sido su prioridad y sus colaboradores del alma, ni más faltaba no mencionarlos: la madre es Guadalupe Romero, su esposo Yorney Velásquez y sus hijos Samuel Suárez y Juan Camilo y Daniel Velásquez.

 

“Vivo la magia de crear e innovar con mis manos a través de los nudos. Amante a las artesanías, del arte textil y enamorada del macramé, que mezclo con la bisutería. Uno de mis objetivos es rescatar esta técnica como tradición”, así describe la diseñadora su marca.

 

Tiene tienda física en Carepa, se encuentra en De Mis Manos de Apartadó y en sus redes sociales. Recibe pedidos por estos canales virtuales y envía a dónde se necesite.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Conoce Aracataca… y llévatela en la maleta

Si te pasas por este municipio, ubicado Magdalena adentro, tienes mucho por ver, conocer, antojarte, comprar. Visita a nuestros artesanos y guías turísticos de la comunidad De Mis Manos, para que conozcas de este pueblo no solo el legado de Gabriel García Márquez, sino también la esencia de la cultura y el arte cataquero.

Leer más »

Hecho a mano en Dibulla

De Mis Manos trabaja con personas empresarias a lo largo de la geografía de Colombia. Queremos hacer visibles a quienes ponen el corazón a sus proyectos, para sacar adelante a sus familias. Hoy, comenzamos este viaje conociendo el producto de las manos artesanas guajiras.

Leer más »

El poder de las decisiones, el caso de Yanpaso Accesorios

Cuando Yaneth Paola Soto decidió que su emprendimiento sería una empresa, el panorama cambió de forma radical. Este es el poder de una sola determinación. Esta diseñadora nos cuenta la historia de su marca desde Carepa, en la zona bananera del Urabá antioqueño.

Leer más »

Contáctanos